El síndrome de Asperger y su historia de sobrediagnóstico


Dejémosles crecer

(Artículo original del psiquiatra Paul Steinberg publicado en The New York Times el 31 de enero de 2012)

asperger-historia-de-sobrediagnosticoEl síndrome de Asperger y los aspis -término con el que cariñosamente se autodenominan los diagnosticados con el síndrome de Asperger- parecen estar en todas partes.

Encuadrado en el extremo del alto funcionamiento del espectro autista, el síndrome de Asperger cada vez ha recibido una definición más vaga durante los últimos 20 años, tanto por parte de los profesionales de la salud mental como por los legos, y ahora es en muchos casos sinónimo de discapacidades sociales o interpersonales. Pero las personas con discapacidades sociales no son necesariamente autistas, y darles diagnósticos dentro del espectro autista hace realmente un flaco favor. Un equipo de expertos nombrados por la Asociación Americana de Psiquiatría está ahora estudiando la posibilidad de cambiar la forma de diagnosticar el síndrome de Asperger. El verdadero autismo implica…

Ver la entrada original 1.064 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s